«El boxeo siempre ha sido la ópera de los pobres y los gamberros» - Jordi Bonells (nacido en 1951)

Desde sus inicios, el mundo del boxeo sufre a menudo el prejuicio de que es un deporte destinado a los delincuentes y a la mafia, a la chusma.

Sin embargo, los deportes de combate y las artes marciales son tan completos que atraen tanto a mujeres como hombres de todas las clases sociales. ¿Por qué desarrollar las tácticas, la agilidad y la confianza en uno mismo y esculpir el cuerpo solo se reservaría para la gentuza y los maleantes?

El número de practicantes de boxeo aumenta constantemente. El número de licencias deportivas de la Federación Española de Boxeo aumentó de 3179 en 2016 a más de 11.000 en 2018.

¿Estás interesado en hacer boxeo profesional y competir? ¡Aquí tienes nuestras reflexiones sobre las condiciones necesarias para convertirte en boxeador profesional!

Tener una excelente condición física

¿Qué tienen en común el boxeo inglés, el boxeo francés o savate, el kickboxing, el full contact y el boxeo tailandés (o muay thai)? Son artes marciales en las que los competidores y luchadores deben tener una excelente condición física.

Entrenar para ser boxeador profesional
Tener un cuerpo atlético, tonificado y resistente: ¡los boxeadores profesionales tienen una excelente capacidad física!

El cuerpo de los boxeadores suele ser atlético, en todas las categorías de peso: ligero, medio, pesado, welter, etc. Si lo dudas, busca en Google fotos del boxeador Floyd Mayweather, J. Frazier, M. Pacquiao, etc. El boxeo implica un entrenamiento deportivo de alta intensidad, incluso a nivel principiante del boxeo amateur.

Antes de considerar convertirte en campeón mundial, campeón de España o campeón olímpico y tener una licencia de boxeo profesional, obviamente debes unirte a un club de boxeo amateur, donde trabajarás todos los grupos musculares del cuerpo.

Una sesión de boxeo tiene lugar de la siguiente manera:

  • Calentamiento intenso (correr, saltar, zancadas, sentadillas, flexiones y/o burpees, etc.).
  • Secuencia de ejercicios técnicos (derechos, ganchos, uppercuts, patadas si es un tipo de boxeo que usa los pies).
  • Combates amateurs cuerpo a cuerpo (con guantes de boxeo, espinilleras, protectores bucales, coquilla).
  • Sesiones de fortalecimiento muscular (abdominales, flexiones).

Al final de cada sesión de entrenamiento de 1h15, ¡acabarás con todo el equipo de boxeo empapado por el sudor!

Con el trabajo en equipo podrás enfrentarte a varios compañeros (sparring partner en inglés), lo cual te ayudará a desarrollar tu estilo de boxeo y a estimular el cardio, la agilidad, la velocidad, la resistencia y la potencia de los golpes.

También aprenderás a superar los límites de la resistencia, a mejorar la respiración, a ponerte en guardia, a esquivar los golpes del oponente y, finalmente, a desarrollar estrategias para golpear al oponente y desarmar su defensa.

Estas son las condiciones que se deben cumplir para ser un buen boxeador: una combinación de agilidad, velocidad, precisión, estrategia, resistencia y potencia. Un boxeador también debe saber cómo recibir golpes y acostumbrarse a ellos, ya sea manteniendo la guardia o resistiendo lo suficiente para no recular o desmoronarse por el dolor.

De acuerdo con el entrenador del club, con el tiempo experimentarás tu primer combate; en el ring, te enfrentarás a otros boxeadores, por ejemplo, en el Palacio de deportes o en una gala de boxeo organizada en tu ciudad.

¿Te interesa saber también cómo entrenar para ser boxeador profesional?

Paso al profesionalismo

No hay que decir que, para convertirte en boxeador profesional, debes tener fuerza, fe, rigor, deseo y mucha voluntad. Porque el camino es largo y difícil.

Pasar de boxeador amateur a profesional
¡Gracias a los campeonatos podrás crearte tu reputación!

Lo primero que tienes que hacer es unirte a una asociación profesional de boxeo, como la Federación Española de Boxeo, y obtener una licencia de boxeador de la comisión de boxeo en la que pelearás.

Para pasar al profesionalismo, deberás haber realizado, en el campo amateur, con un número de victorias superiores al 50 %, 4 combates para los pesos semipesados, pesados y superpesados, 6 para los pesos medios y 10 para las demás categorías de peso.

Además, también estarás autorizado para debutar en el profesionalismo si, aunque no hayas disputado ningún combate de boxeo aficionado, practiques deportes afines o similares al boxeo (kickboxing, full contact, muai thai, etc.), y puedas aportar documentación fehaciente demostrativa de tu actividad y récord anterior.

El pase a la categoría de Profesional lo concede la Comisión de Boxeo Aficionado de la Federación Española de Boxeo, a petición del interesado, cursada a través de su Federación Autonómica.

Si estás integrado y becado en el Equipo Nacional, necesitarás una autorización especial para acceder al profesionalismo durante el año anterior y el año de celebración de los JJ.OO.

Si estás en el Equipo Nacional, deberás contar con la autorización del Club de origen para pasar a Profesional, teniendo preferencia el entrenador del mismo para la firma del primer Contrato de Entrenador en la nueva categoría, en caso de poseer titulación y licencia adecuada.

No obstante, ten en cuenta que el pase al profesionalismo será objeto de las restricciones o autorizaciones especiales que estime el Comité de Boxeo Aficionado, o en su caso la Junta Directiva de la Federación Española de Boxeo.

Por último, debes saber que la edad máxima para ello es de 35 años.

Como imaginarás, para conseguir pasar al profesionalismo deberás tener un nivel mucho más alto que un boxeador aficionado que va al gimnasio una vez por semana para entrenar durante 1 hora y 15 minutos.

Lee también nuestro artículo sobre cómo empezar en el boxeo profesional.

Otras condiciones para convertirte en boxeador profesional

Obviamente, hay otros puentes que cruzar en el mundo del boxeo.

Requisitos para ser boxeador profesional
Aunque un niño levante el puño para mantener la guardia, ¡con 3 años todavía es demasiado pronto para boxear!

En el momento de solicitar la licencia federativa, deberás tener como mínimo 18 años, para poder practicar reglamentaria y públicamente el deporte del boxeo. En caso contrario, deberás aportar consentimiento paterno.

Además, no podrás obtener una licencia si sufres una enfermedad orgánica o funcional. Asimismo, debes saber que la sordera total y la ceguera total de un ojo es incompatible con la concesión de una licencia. Los grados más bajos de agudeza visual exigidos son de 5/10 para un ojo y 1/10 para el otro, con un campo visual normal y una miopía inferior a 4 dioptrías.

Al solicitar la licencia, te someterás a un reconocimiento médico por parte de los médicos de tu Federación Autonómica o de los Centros Oficiales de Medicina del Deporte.

Descubre también las ventajas e inconvenientes del boxeo profesional.

Iniciarse en el boxeo amateur desde una edad temprana

Al igual que para ser músico, también se recomienda comenzar a dar tus primeros golpes siendo adolescente.

Veamos, por ejemplo, la biografía y la carrera de Dylan Charrat, un joven boxeador francés. Nacido el 31 de diciembre de 1993, comenzó a boxear a los 12 años. En 2011, recibió su primera convocatoria con el Equipo de Francia junior.

Gracias a su talento, se convirtió en boxeador profesional a la edad de 20 años, en 2013. Ganó once victorias, dos de ellas por noqueo (KO). Se convirtió en el quinto mejor boxeador de Francia en la categoría de peso súper welter.

Descubierto por un patrocinador de combates, su objetivo es enfrentarse algún día al gran campeón de su categoría: Floyd Mayweather.

En julio de 2019, durante una gala «No Limit IX» organizada en Le Cannet por Brahim Asloum, ganó su primer cinturón EBU y el título de campeón europeo en la categoría de peso súper welter, contra el boxeador Howard Cospolite.

Hasta la fecha, D. Charrat está invicto, registrando 18 victorias sin ninguna derrota.

Ascender en una federación internacional

Los boxeadores profesionales deben estar licenciados en una federación internacional, europea o mundial.

Licencia de boxeo internacional
En las federaciones mundiales, ¿es el boxeo una pasión o la esperanza de convertirse en millonario algún día?

Hay muchas: EUBC, EBU, WBA, IBF, WBC, WBO, IWBF, IBA, WPBF, GBU, AIBA, APB...

Tras haber acumulado un floreciente y prestigioso palmarés durante las competiciones españolas y europeas, el boxeador profesional se une a una de estas federaciones.

Aquí, en el boxeo profesional, el prestigio o el talento del boxeador se cuestiona en el ring, con cada combate. Porque en cualquier momento, el título de campeón puede escapársele.

Para combatir y obtener victorias y premios, el boxeador obviamente debe encontrar adversarios; aquí es donde entra en juego el agente o el promotor. El objetivo es desafiar a boxeadores prestigiosos para ascender en las posiciones de la clasificación, acumular cinturones y multiplicar las ganancias.

Además, el promotor cobra un porcentaje de las ganancias, por lo que es lógico que ambos tengan interés en que el boxeador profesional gane notoriedad. Cuanto más se publicite a un boxeador invicto, como F. ​​Mayweather, más le pagarán los patrocinadores, los comerciales y los espectadores.

Por cierto, F. Mayweather fue, en 2018, el deportista mejor pagado del mundo, con una fortuna estimada en 240 millones de euros. ¡Casi nada! ¡Una fortuna que haría que futbolistas como Z. Zidane, L. Messi, C. Ronaldo y Neymar parezcan pobres!

De todos modos, para la mayoría de los profesionales, ¡el boxeo es una pasión más que un negocio lucrativo!

¿Necesitás ayuda de un profe?

¿Te gustó este artículo?

0 votos
Loading...

Mariana

Millennial empedernida. Comer, viajar, amar.